Ucrania dice que alcanzó bucle insignia ruso en el mar Negro

* Presumen su misil ‘Neptune’

* A cincuenta días de la guerra así van los enfrentamientos


Ucrania asegura que su misil ‘Neptune’ impactó buque ruso. Las fuerzas ucranianas dijeron que atacaron y causaron graves daños al buque insignia de la flota rusa en el Mar Negro. Pero Rusia no aceptó la ‘derrota’ y también rompió el silencio sobre su buque.

De acuerdo con AP, Moscú señaló que la tripulación tuvo que abandonar la embarcación por un incendio, sin reconocer un ataque, mientras los combates se desplazaban al este y a los alrededores de la azotada ciudad de Mariúpol, donde la resistencia continúa.

El gobernador de la región de Odesa, Maksym Marchenko, explicó que los ucranianos alcanzaron el buque lanzamisiles Moskva con dos proyectiles y provocaron “daños graves”. El Ministerio de Defensa ruso confirmó que la embarcación sufrió daños pero no que éstos hubiesen sido causados por Ucrania.

Los rusos dijeron que la munición a bordo explotó como resultado de un incendio cuyas causas están aún por determinar. Toda la tripulación — que suele rondar las 500 personas — fue evacuada, añadió el Ministerio de Defensa de Rusia.

Si se confirma, el hundimiento del crucero sería un importante golpe para Rusia, luego de que el portatanques Orsk fuese alcanzado e incendiado en un ataque en Berdyansk, en el Mar de Azov, a final es del mes pasado, recuerda The Associated Press.

El supuesto ataque con misiles de crucero Neptune se produjo un día después de que el presidente de Estados Unidos, Joe Biden, calificó las acciones de Rusia en Ucrania de “genocidio” y aprobó un nuevo paquete de 800 millones de dólares en asistencia militar a Kiev.

¿Rusia está perdiendo la guerra?

El dirigente alegó que las armas de Occidente han mantenido la lucha ucraniana hasta el momento y que “no podemos descansar ahora”. Las municiones incluyen algunos sistemas de artillería, vehículos blindados de transporte de tropas y helicópteros.

Rusia invadió Ucrania el 24 de febrero con el objetivo, según funcionarios occidentales, de tomar Kiev, derrocar al gobierno e instalar en su lugar uno afín al Kremlin. Pero el avance terrestre se estancó lentamente y las fuerzas rusas habrían perdido a miles de combatientes.

"No hay dudas de que cometieron crímenes de guerra. Y deberían rendir cuentas por ello"

La guerra ha obligado a huir a millones de ucranianos, sacudió la economía global, hizo peligrar el suministro global de alimentos y quebró el equilibrio instalado en Europa tras la Guerra Fría. Los presidentes de Polonia, Lituania, Letonia y Estonia mostraron su respaldo a Ucrania con una visita el miércoles a zonas devastadas por la guerra y reclamaron responsabilidades por lo que calificaron como crímenes de guerra.

Se reunieron con su homólogo, Volodymyr Zelenskyy, y estuvieron en Borodyanka, una de las localidades próximas a Kiev donde se hallaron evidencias de atrocidades tras la retiradas de las tropas de Moscú para centrarse en la ofensiva del este del país. “No hay dudas de que cometieron crímenes de guerra. Y deberían rendir cuentas por ello”, afirmó el dirigente letón, Egils Levits.

Presidente de Ucrania advierte sobre los riesgos de regresar a casa

En esta zona, se hallaron evidencias de asesinatos masivos y más de 400 cadáveres, de acuerdo con AP. “Es inevitable que las tropas rusas sean consideradas responsables. Llevaremos a todos ante un tribunal, y no solo por lo que se ha hecho en Bucha“, afirmó el mandatario.

Zelenskyy apuntó que seguían los trabajos para retirar las decenas de miles de proyectiles sin explotar, minas y trampas que dejaron los rusos en el norte del país. Además, instó a quienes regresan a sus casas a tener cuidado con cualquier objeto extraño y reportarlo a la policía. Con información: AP.


2 visualizaciones