Dan reporte de salud de niños en masacre de Uvalde

* Fueron hospitalizados y su proceso de recuperación no será fácil

* Algunos de ellos requerirán más cirugías en el futuro


A una semana del tiroteo en la escuela primaria Robb en Uvalde, Texas, dan a conocer el estado de salud de los menores que sobrevivieron a la masacre y cómo se recuperan, de acuerdo a información que se ha publicado en la página de Astrid Rivera de Despierta América.

La periodista publicó lo siguiente: “Familiares dan a conocer el estado de salud de alguno de los niños heridos en la masacre de #Uvalde. Sus familiares dicen que lo más difícil de su recuperación es enfrentar la perdida de sus amiguitos y maestras”.

¿Quién es una de las sobrevivientes?

Una de las menores que sobrevivieron fue Kendall Faith Olivarez, de 9 años, quien estaba en el salón donde fallecieron 19 niños y las dos maestras, ella recibió una bala en el hombro izquierdo, pero varios pedazos de bala la hirieron en su pierna derecha y coxis.

De manera inmediata, la menor fue trasladada a un hospital de San Antonio, por lo que requirió varias operaciones hasta que lograron estabilizarla, sin embargo, va a necesitar de más cirugías en el futuro, por lo que su recuperación no será fácil, esto tras reporte de salud de niños en tiroteo de Uvalde.

¿Qué pasa con Mayah Zamora?

La otra menor que se encuentra en plena recuperación es la niña Mayah Zamora, quien tiene 10 años de edad y quien no la tiene nada fácil, pues sus familiares dicen que su recuperación será larga, pues aunque actualmente se encuentra en estado crítico, asegura que está estable.

La gente reaccionó de inmediato: “Esto sigue rompiendo mi alma. Dios guarde de este niño, de todos. Les llene de salud y que puedan sanar sus heridas emocionales. Sigo orando por esas madres que perdieron sus hijos, no puedo siquiera imaginar la pesadilla que están viviendo… Por más que quiera ponerme en su lugar, no puedo siquiera imaginar aquel dolor. Dios tenga misericordia de este mundo”.

Otro de los menores que sobrevivió y se encuentra en plena recuperación luego de varios días en el hospital es Aj Martínez, quien recibió un balazo en la cadera cuando Salvador Ramos entró a la escuela primaria de Robb y disparó contra los menores de edad.

Actualmente este niño ya se encuentra en su casa y debido al trauma que le ocasionó todo lo que vio dentro del salón, ha pedido a sus padres no ir más a la escuela al menos hasta el próximo año, por lo que podría recibir educación en su hogar ya que está traumatizado con la idea de regresar a la escuela.

Otro de los pequeños que logró sobrevivir a la masacre y que no la pasó nada bien en Noah Orona, quien tiene diez años de edad, quien en el momento del ataque recibió un balazo que le ocasionará que reciba terapias físicas y motoras, de acuerdo a información de sus familiares. Él se disculpó con sus padres y les dijo: “Papá, perdóname, mi ropa está llena de sangre”, según información de La Opinión.

Además recibirá atención cognitiva a largo plazo por el trauma psicológico que le ha dejado la balacera en la que estuvo presente, por lo que su recuperación no será nada sencilla y requerirá del apoyo de sus familiares que nunca lo han dejado solo y que oran por él en todo momento.


3 visualizaciones